Fantasma Verde

Brown de Adrogue cayó como local 1-0 frente a Sarmiento por los cuartos de final en el partido de ida del reducido por el segundo ascenso a la Superliga. El único gol lo convirtió Guillermo Farre.

Brown de Adrogué perdió por 1-0 ante Sarmiento de Junín en el encuentro de ida de los cuartos de final del torneo Reducido de la Primera B Nacional y así, de esta manera, complicó sus chances de avanzar a la próxima fase.

Guillermo Farré, a los 22 minutos del primer tiempo, y en clara posición adelantada, marcó el único gol del encuentro disputado en el estadio Lorenzo Arandilla, con el que Sarmiento -que tiene ventaja deportiva por haber terminado segundo en la tabla general- consiguió una importante ventaja de cara al partido revancha, que se disputará la semana que viene en el estadio Eva Perón de Junín.

Leé también:  Ríos: “Estar acá habla muy bien de lo que hizo Brown”

En un partido con polémicas (un gol claramente en posición adelantada y fallos arbitrales inequívocos), el Verde aguantó la embestida del Tricolor en el complemento y por tercera vez consecutiva se llevó la victoria del Lorenzo Arandilla. Ahora, Brown está obligado a ganar el próximo sábado por dos goles de diferencia para acceder a las instancias de semifinales.

El equipo de Pablo Vico no redondeó un buen partido, pero un grosero error del asistente Nahuel Rasullo (compartido con el árbitro Nazareno Arasa) lo condicionó desde los 22 minutos. Y esto más allá del taco que dejó cortó Bogino en la jugada previa. Cuando sale el remate de Orsini, Farré estaba por detrás del ex Temperley, Cortave y Ortiz y sacó provecho de esa desatención arbitral para empujar el rebote en Ríos.

Brown entró en un pozo y Sarmiento con la profundidad de Orsini y Castro lo complicó, aunque sin generarle peligro. El local no acertaba dos pases seguido y todo quedaba supeditado a lo que pudiera hacer Olivares, de gran partido pese a las dificultades del campo de juego debido a la lluvia.

En la medida que Vico fue realizando los cambios (sobre todo Vega y Herrera) el equipo generó otra expectativa. Se lanzó al ataque ante un Sarmiento replegado, que nunca arriesgó defensivamente y jugó de cotra. Pero en esa búsqueda quedó expuesto y Miracco estuvo a centímetros del segundo gol.

Los nervios, sumado a algunos fallos erróneos del árbitro, llevaron a Brown a jugar al filo del resultado. En la última lo tuvo de cabeza Vega, pero la pelota se fue apenas desviada, con Vicentini ya resignado.

Brown dio todo lo que tenía, no se guardó nada hasta el silbato final y se llevó el reconocimiento al esfuerzo ante un Sarmiento oportuno, que quedó “adelantado” en la serie que se definirá en Junín.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s